Mehr zum Thema Mobilfunk und Gesundheit

Spanien/Cartagena: Erneut Kinderkrebsfälle bei Mobilfunkantennen

Quelle: Spanische Tageszeitung "La Verdad" (Region Murcia), 24.05.2003

Zwei Schülerinnen (12, 14) innerhalb der letzten 3 Monate an Krebs gestorben

Ein Mädchen starb binnen 20 Tagen an Leukämie, ein weiteres Kind befindet sich im Krankenhaus

Grenzwerte eingehalten - "Nehmt doch eine Aspirin, wenn ihr Kopfschmerzen habt"

Nach Berichten der spanischen Tageszeitung "La Verdad" sind in der spanischen Stadt Cartagena (Region Murcia) binnen 3 Monaten zwei Kinder (12, 14) an Krebs gestorben, eines davon binnen 20 Tagen an Leukämie. Ein weiteres Kind befindet sich wegen einer Krebserkrankung im Krankenhaus. Unweit der Schule San Vicente de Paúl ("La Rambla") befindet sich in ca. 100 Meter Entfernung eine Mobilfunkantenne, die von den Eltern für die Krebserkrankungen der Kinder verantwortlich gemacht wird.

Die gestorbenen Schülerinnen hatten nach Angaben der Eltern in dem Teil der Schule Unterricht, der am nahesten an der Antenne war.

Die Eltern berichten außerdem u.a. über Kopfschmerzen, Übelkeit und Verdauungsstörungen bei den Kindern und sehen die Ursache eindeutig in der Mobilfunkantenne.

"Die Mitarbeiter eines Autohändlers bei der Schule haben die gleichen Symptome, genauso wie die Mitarbeiter einer nahegelegenen Tankstelle und viele Anwohner ebenso", erklärte eine der Mütter, Ascensión Miedes.

Die Bürgermeisterin von Cartagena hat unterdessen die Beseitigung der Antenne angeordnet.

Weitere Verdachtsfälle

Originalartikel auf Spanisch:

24 mayo 2003

LA VERDAD

CARTAGENA
Ordenan retirar una antena bajo sospecha de perjudicar a los alumnos de la Rambla
La alcaldesa confirma a un grupo de madres del colegio San Vicente de Paúl inquietas por los efectos de las ondas que el poste será demolido porque es ilegal
SILVIA TUBIO/CARTAGENA

Las protestas de los padres del colegio San Vicente de Paúl no han caído en saco roto y sus deseos de ver desmontada una antena de telefonía móvil en las cercanías del centro de la Rambla se harán realidad dentro de unas semanas, si se cumple la promesa realizada por la alcaldesa ayer.

Pilar Barreiro confirmó a un grupo de madres con las que se entrevistó que en la próxima Comisión de Gobierno, que se celebrará la semana que viene, a lo sumo la siguiente, se llevará para su aprobación la demolición de esta antena de telefonía móvil.

Fuentes municipales señalan que esta estación radioeléctrica es ilegal porque carece de la correspondiente licencia para su instalación. Si en su día no se le otorgó el permiso es porque incumplía la normativa municipal ya que, puntualizan las mismas fuentes, sobrepasaba la distancia mínima que debe de haber entre un núcleo de población y estas antenas.

El colectivo de padres que han denunciado su existencia asegura que esta instalación está perjudicando a la salud de sus hijos. Fuertes dolores de cabeza, cefaleas, y en algunos casos vómitos y trastornos digestivos, son algunas de las dolencias que están sufriendo los escolares, y según estos padres, por los efectos de la antena. «Estos mismos síntomas los tienen los trabajadores de un concesionario de coches que está cerca del colegio, los empleados de una gasolinera y muchos vecinos de la zona que nos apoyan», señala una de las madres, Ascensión Miedes.

La inquietud en el San Vicente de Paúl ha llegado hasta tal extremo que también ven relación entre la antena y las muertes de dos niñas de doce y catorce años ocurridas en los tres últimos meses. Ambas sufrían cáncer y una de ellas murió de leucemia en veinte días, comenta Ascensión. A estas muertes, se les suma la enfermedad de un tercer niño que se encuentra hospitalizado en estos momentos por un tumor.

Las alumnas fallecidas daban clase en el pabellón que el centro escolar destina a los cursos de Secundaria y según los padres es la parte del colegio que está más cerca de la antena.

Zonas sensibles

La ordenanza municipal que regula la ubicación e instalación de antenas y que se aprobó en julio del año pasado especifica que las estaciones radioeléctricas deben estar a un mínimo de cien metros de distancia y si se trata de una zona especialmente sensible por la existencia de un colegio o un hospital, como es el caso, se debe acreditar la instalación de la antena con un informe que justifique la minimización de los niveles de exposición.

Barreiro comunicó al grupo de madres con las que dialogó que la antena pertenece a Telefónica y según fuentes municipales en la instalación aparece el nombre de Telefónica Móviles SA.

Este periódico se puso en contacto con la empresa, que negó en rotundo que esta instalación les pertenezca. Aseguran que por esa zona tienen tres estaciones pero que están a más de 500 metros de distancia y la que origina la polémica está a unos cien metros.

Otras fuentes consultadas por este periódico aseguran que es Amena la que hace uso de esa antena de telefonía móvil.

Los puntos polémicos

La distancia: según la normativa municipal este tipo de instalaciones tienen que estar a cien metros de edificios habitables. Los padres aseguran que está mucho más cerca.

Las emisiones: la Politécnica comprobó el nivel de las emisiones y determinó que están dentro de los límites establecidos. Algunos padres sospechan que la empresa que la utiliza redujo la actividad para lograr pasar el control.

Inocuidad: no existen estudios científicos que demuestren que estas instalaciones son perjudiciales, pero estos padres dicen que es el origen de las dolencias de sus hijos.

CARTAGENA

«Estamos muertos de miedo y muy indignados»
S.T./CARTAGENA
El temor se ha extendido entre los padres del colegio San Vicente de Paúl ante la posibilidad de que las emisiones de la antena que está cerca del colegio esté minando la salud de sus hijos. Los rumores van y vienen y nadie sabe con seguridad si la instalación es peligrosa o no, pero todos coinciden en que los síntomas que presentan muchos alumnos no son una mera coincidencia.

Alrededor de 200 padres se reunieron ayer en el local social del barrio de San Antón. No lo hicieron en las instalaciones del centro escolar porque, según un padre, ni la APA ni la dirección del San Vicente de Paúl los apoya en esta cruzada. «Sólo nos dan largas e incluso alguien de la asociación ha llegado a decir que si a los niños les duele la cabeza que se tomen una aspirina».

El debate de ayer sirvió para explicar cuál había sido el compromiso al que habían llegado con la alcaldesa. Muchos de los asistentes se mostraron recelosos porque vieron tras las buenas intenciones del Gobierno local una promesa más a dos días de las elecciones. «Estamos muertos de miedo y muy indignados porque esto se podía haber solucionado antes», dice otra madre. Por ahora, esperarán a que se celebre la próxima Comisión de Gobierno.

Aufruf zum Dauerprotest

Mailkontakt: webmaster@umtsno.de

Mehr zum Thema Mobilfunk und Gesundheit

Hier geht es zurück zu den Krebsfällen in spanischen Schulen